Contact to us

Browse By

UNA PROPUESTA PARA TERMINAR CON EL PATRIMONIO PUBLICO DE LA ZONA MARÍTIMO TERRESTRE.

Fuente:Guillermo Brenes Quesada.

Baños construido en la ZMT por Hotel Riu que fueron demolidos.

Si ya la Ley de la Zona Marítimo terrestre no cobija la extensión total de nuestras costas, por excepciones de la misma Ley, esta propuesta lo que quiere es destruir el principio de que la Zona Marítimo Terrestre es del dominio Público.

Esta propuesta detrás de la cual debe haber un montón de tagarotes tiene como finalidad echar por tierra la Ley de la Zona Marítimo Terrestre y permitir la venta de propiedades y derechos de alto costo en las Zonas Costeras, con lo cual comenzará a eliminarse también la libertad de los costarricenses de moverse libremente por la Zona Pública de los 50 metros sobre el límite de la marea alta promedio. Este es el mismo sueño de un montón de aventureros y negociantes por apoderarse del patrimonio insular costarricense. La lástima y la mentira están aliadas para dar el disparo de comienzo a este desorden en el ordenamiento territorial.

Sólo a estos señores se les ocurre que vamos a dar derechos de propiedad. Ya sabemos como abogados y topógrafos y munícipes y alcaldes corruptos, pueden unirse para buscar propiedades y testigos de ocupación, como dicen aquí hasta con títulos de la Corona española que fueron derogados desde antes de la Constitución de 1870.

No se puede abrir este portillo. Estoy de acuerdo que dentro de los 150 metros de la ZMT, quede la obligación de las Municipalidades de congelar en arrendamientos un porcentaje de terrenos para las comunidades costeras, inalienables, sólo para uso residencial pero con arrendamientos de 25 años renovables. Dicen mentira estos señores cuando se dice que al dar término al arrendamiento no se pagan mejoras, eso ocurren si están fuera del requisito legal de un arrendamiento con las Municipalidades correspondientes. Es decir a derecho.

Ya la ocupación de estas áreas es una realidad sobre la cual no se está ejerciendo la protección de las Municipalidades, pero eso no debe estar por encima del derecho de todos los costarricenses a disfrutar de su patrimonio. LA RESPUESTA DEBE SER NO A ESE PROYECTO QUE BENEFICIARÁ A UNOS POCOS Y TERMINARA CON UN DERECHO CONSAGRADO EN LA LEY PARA QUE CUALQUIER COSTARRICENSE PUEDA TENER LA POSIBILIDAD DE ARRENDAR UN TERRENO EN LA COSTA. UTILIZAR LIBREMENTE LOS 50 METROS DE LA ZONA PUBLICA.

Si en realidad vamos actuar en concordancia con el cambio climático, esos 200 metros de la ZMT, son pocos para la protección de la seguridad de los ciudadanos, por el avance incontenible del nivel marino. Atendiendo está circunstancia no debería permitirse la construcción de estructuras permanentes dentro de los primeros 100 metros de la ZMT. Salvo los accesos públicos a las costas.

Ya existen viejos conflictos por el acceso a las playas, no aumentemos el desorden..

Diario Digital El Independiente,Edgar Canton.